Ejemplos de simbolos y su significado

Las palabras, los objetos e incluso los conceptos cotidianos suelen tener más de un significado. A lo largo del tiempo, ciertos aspectos de la vida y la experiencia cotidianas evolucionan en cuanto a su significado y a la importancia asociada, convirtiéndolos en símbolos de algo más allá de lo que realmente son. He aquí algunos ejemplos comunes de simbolismo en la vida cotidiana: Los escritores utilizan muchos tipos de simbolismo, tanto como una forma de transmitir el significado a sus lectores en general como un método para permitir que los lectores individuales hagan sus propias interpretaciones y descubran el significado.

Además, los distintos tipos de símbolos crean efectos diferentes para los lectores, aunque el objetivo general del simbolismo como recurso literario es mejorar la experiencia del lector con la literatura. Las banderas pueden tener diversos significados, dependiendo del contexto, los símbolos y los colores utilizados. Por ejemplo, la bandera del arco iris suele asociarse al movimiento LGBT. Por su parte, las banderas nacionales suelen utilizarse para evocar un sentimiento de orgullo y patriotismo en los ciudadanos.

Los colores utilizados en una bandera pueden simbolizar todo tipo de conceptos, por lo que la mayoría de los países han diseñado su propia bandera teniendo en cuenta los significados de los colores. Por ejemplo, el rojo puede representar la pérdida de sangre, el valor y la revolución, mientras que el blanco suele representar la no violencia y la armonía. El azul, por su parte, simboliza la libertad, el amarillo la riqueza y el verde suele representar la agricultura y la fertilidad.

No es casualidad, pues, que las combinaciones de colores más comunes en las banderas de los países sean el azul, el rojo y el blanco; y el amarillo, el rojo y el verde. Según el país de origen del público, éste interpretará los colores de su bandera nacional como un símbolo de patriotismo. En Estados Unidos, por ejemplo, los colores rojo, blanco y azul son un símbolo de orgullo nacional.

Un público italiano, sin embargo, reaccionaría de forma similar al rojo, verde y blanco. A continuación se presenta una lista de 50 objetos comunes con sus significados simbólicos. Las razones que explican por qué determinados objetos simbolizan ciertas ideas abstractas varían, aunque suelen estar impregnadas de historia, religión y cultura.

Sin embargo, los símbolos no tienen por qué ser el tipo de cosas que sólo se encuentran en los teclados. Un árbol puede simbolizar la naturaleza. Einstein simboliza la genialidad en nuestra cultura.

Cualquier cosa puede ser un símbolo, si lo convertimos en uno. En la literatura, los símbolos suelen ser personajes, escenarios, imágenes u otros motivos que representan ideas más amplias. Los autores suelen utilizar los símbolos o el «simbolismo» para dotar a su obra de más significado y hacer que una historia trate de algo más que los acontecimientos que describe.

Es una de las técnicas literarias más básicas y extendidas. Los símbolos añaden capas de significado a una historia, un poema u otra obra creativa. Permiten al autor transmitir una idea o un mensaje dentro de la narración, un mensaje en múltiples niveles.

Por ejemplo, un autor puede transmitir un mensaje sobre Dios escribiendo una historia sobre una familia numerosa, en la que uno o ambos padres son símbolos de Dios, mientras que los niños son símbolos de la humanidad y quizás haya mascotas o un jardín para representar el mundo natural. La historia podría tratar simultáneamente de la dinámica familiar y de la religión. En otras palabras, los símbolos añaden profundidad.

Por desgracia, estas connotaciones llegan hasta nuestros días. Y adquieren aún más significado cuando los partidarios de la anarquía, mal informados o desinformados, salen a la calle y agitando el símbolo de la anarquía cometen actos de vandalismo o incendian cosas. Los que se oponen a la anarquía utilizan entonces esas imágenes para promover sus agendas.

Pero ahora ya sabes que la anarquía no es el caos, sino el orden en su forma más libre. Fuente de la imagen: National Council of Aging La esvástica es un símbolo muy estilizado y puede dibujarse de muchas maneras y en muchas direcciones. Y para cada variación, sus significados asociativos también cambian.

Por ejemplo, una esvástica dibujada en sentido de las agujas del reloj significa la luz y el sol en el hinduismo, mientras que una en sentido contrario a las agujas del reloj se utiliza para representar las fuerzas oscuras y la noche. En el budismo, representa la huella de Buda, y en el jainismo, es un símbolo de un salvador espiritual. Los símbolos son objetos que portan significados o representan ideas.

Sin embargo, los símbolos también pueden adoptar la forma de palabras, imágenes, colores o acciones. Por ejemplo, la cruz es un símbolo del cristianismo; las rayas rojas de la bandera estadounidense representan el coraje y el valor. Los siguientes símbolos son fundamentales para comprender los temas centrales de sus respectivas historias.

Estos son sólo algunos ejemplos de símbolos conocidos en la literatura: La luz y el fuego en Frankenstein: El simbolismo es la idea de que las cosas representan otras cosas. Lo que queremos decir con esto es que podemos mirar algo -digamos, el color rojo- y concluir que no representa el color rojo en sí, sino algo más allá: por ejemplo, la pasión, o el amor, o la devoción. O tal vez lo contrario: la infidelidad.

El color rojo también puede representar la sangre. También puede significar un alto, cuando te acercas a un semáforo. Puede simbolizar el comunismo.

En otras palabras, puede significar cualquier cosa que quieras que signifique. En otras palabras, significa todo. O: no significa nada.