Remedio casero para descansar los pies

Los que tienen carreras que requieren estar de pie todo el día o con zapatos que se ven bien pero no se sienten tan bien al final del día pueden apreciar un buen remedio casero para aliviar los pies. Pues bien, ¡tenemos ocho de ellos! #1 Soak ‘Em ¿Llevar a cabo el dolor del arco del pie?

Estos remedios caseros son justo lo que necesitas. Ya sea que su dolor de arco sea causado por estar de pie todo el día, por actividades de alto impacto o por condiciones como la fascitis plantar, los pies planos y los arcos altos, estos tratamientos restauradores lo pondrán en camino a una mejor salud de los pies. Un baño de pies con sal de Epsom o bicarbonato de sodio puede relajar los músculos y aliviar el dolor.

La sal de Epsom es un sulfato de magnesio que se utiliza desde hace mucho tiempo como remedio casero para los músculos y los pies doloridos. Después de sumergir los pies en el agua caliente durante un rato, es el momento perfecto para limar los callos y cortar las uñas de los pies. Mantener los pies en plena forma es justo lo que el médico ha recetado.